Google me salvó París

La había perdido. Pensé que para siempre. Fue muy triste, porque me encantó París... ya hasta había asumido la pérdida y me había encontrado un buen consuelo: siempre voy a seguir teniendo París en la memoria, en las historias, en la gran perra COMO SE ME FUE A PERDER!!! ¿Cuándo…

Quiero seguir leyendo...